orquídea


El día que compremos una orquídea, debemos saber dónde colocarla, cuáles serán sus costumbres, cuál su medio de cultivo, riego, fertilización, que será fundamental para conseguir que nuestras plantas prosperen. Y depende fundamentalmente de lo más propicio para cada especie .

Otro tema fundamental es el saber donde colocar la orquídea, en maceta, canasto o tronco. Es fundamental que esté sujeta al medio, es decir que no se mueva. Si la orquídea se mueve no logra que sus raíces se prendan al medio.   Contenedores y soportes:
  1. Macetas de barro: Deben ser bajas, con agujeros en el fondo y  los costados. Necesitan riegos más seguidos. Van muy bien las Cattleyas o Epidendrum.
  2. Macetas de plástico trasparentes: retiene más la humedad, son ideales para aquellas especies que necesiten humedad constante Paphiopedilum, Phaleanopsis, Cymbidium, etc.). Con agujeros tanto en la base como a los costados.
  3. Canastos de madera: Es uno de los contenedores más utilizados por su bajo costo y la durabilidad de la planta en él, además proporciona muy buena aireación a las raíces.  Todas las especies epífitas aceptan este contenedor.
  4. Troncos ahuecados, donde  las epífitas enraízan muy bien, la única  diferencia con los canastos es el peso. Las maderas más utilizadas son lapacho y espinillo.
  5. Troncos de árboles: de costo 0 ya que por lo general son desechos de poda. Las desventajas son: el deterioro relativamente rápido dependiendo de la especie, pueden ser atacados por plagas,  no retienen humedad por lo que requiere riegos más seguidos. Las raíces reciben excelente aireación. Las maderas más utilizadas son (siempre la parte leñificada y estacionada después del corte): lapacho, ceibo, calistemo, olivo, alcornoque, paraíso, etc..
  6. Nudo de pino:  Es el nudo de la Araucaria angustifolia. Su ventaja es que dura mucho años pudiéndose reutilizar. Requiere riegos frecuentes.
  7. Xaxim:  Muy  utilizado en Brasil. Se extrae de un helecho arbóreo Diksonia sellowiana, especie en extinción y que demora años en formar el xaxim.  Es un medio que retiene mucho la humedad y es de lenta descomposición, En nuestro clima no tiene tanta durabilidad, aun no se sabe si es por el clima en sí o por el tipo de agua. Andan muy bien los Bulbophilium, Zygopetalum, Dendrobium lodigessii, etc..
  8. Tronco sintético: De muy reciente comercialización, hecho con desechos plásticos. No se deterioran, son más livianos que los de árbol. Muy buen enraízamiento en casi todas las epífitas.

Medios de cultivo:


  1. Corteza de pino:  Es uno de los medios más utilizados en todo el mundo. Retiene hasta el 80% de su peso en agua, y su pH ronda el 5.0.  Proporciona muy buena aireación a las raíces. No es muy fácil para manipular ya que debe colocarse de tal manera que la planta quede bien sujeta tratando de lastimar lo menos posible a las raíces. Su granulometría va en relación directa con el grosor de las raíces. Es de bajo costo.
  2. Carbón vegetal: Proporciona buena aireación a las raíces, es antiséptico y absorbe el exceso de ácido. Su principal contra es la acumulación de sales de los fertilizantes. Es muy bueno como complemento de otros sustratos. Se lo utiliza solo principalmente en las Phalaenopsis y Vandas.
  3. Musgo sphagnum: Es un material vivo oriundo de lagos y pantanos. Retiene hasta 10 veces su peso en agua. Posee propiedades antisépticas y es inhibidor de hongos. Muy utilizado para enraizar seedlings o para recuperar plantas. Se lo utiliza combinado con otros medios o como cama para asentar algunas especies en troncos. Tiene poca vida útil ( 6 meses), y hay que tener mucho cuidado cuándo se seca en exceso porque puede “ahogar” a las raíces.
  4. Perlita: es de origen volcánico. Su principal valor es la alta capacidad de aireación y drenaje.  Se combina con otros medios.
  5. Piedra partida: material inerte e inorgánico, por lo que no se descompone. Ideal para colocar como drenaje. No retiene humedad, si se utiliza solo, los riegos deben ser muy frecuentes. Se utilizo mucho en el cultivo de Cymbidium.
  6. Arcilla expandida o leca: Es un material inerte hecho por el hombre para simular la porosidad de la piedra volcánica, no se deteriora. Retiene el agua y favorece a la aireación de las raíces. Raramente  se utiliza solo. Muy bueno para las Laelias rupícolas.
  7. Fibra de xaxim. Muy utilizado en Brasil. Tiene las mismas ventajas y desventajas que el xaxim entero.
  8. Telgopor: Material inerte muy bueno como base. Al ser blando podemos apoyar las raíces sin miedo a lastimarlas, es aislante térmico, por lo que en invierno las raíces no sufren tanto el frío, las raíces lo perforan sin dificultad. Existe una plaga que lo ataca descomponiéndolo y reduciendo su vida útil.